miércoles, 6 de julio de 2011

Mayúsculas diacríticas (Gobierno vs. gobierno; Estado vs. estado; etc.)


Son muchas las ocasiones en que leemos el mismo término escrito tanto en minúsculas como con la inicial mayúscula (Gobierno-gobierno, Estado-estado, Iglesia-iglesia, Hacienda-hacienda, Ejército-ejército, Policía-policía, Guardia Civil-guardia civil, Romanticismo-romanticismo, etc.).
Así que se comprende que a la hora de escribir alguno de estos términos, dudemos, cuanto menos, de si lo correcto es hacerlo de una u otra forma.
En realidad, dependerá del caso, es decir, de a qué nos estemos refiriendo. Si queremos aludir a la organización política, dotada de poder soberano e independiente, que integra la población de un territorio' o al 'conjunto de los órganos de gobierno de un país soberano', hablaremos de Estado (y por tanto, de Estado español, golpe de Estado, Estado federal, razón de Estado, secreto de Estado, Estado de derecho, hombre o mujer de Estado, abogado del Estado, Consejo de Estado, Estados miembros o jefe de Estado). ; si queremos hablar de la situación en la que se encuentra algo o alguien, tendremos que escribir estado (y por tanto, del estado de la nación; mal estado; estado de sitio, de guerra o emergencia).
Como vemos, la mayúscula inicial nos está mostrando precisamente el concepto al que se refiere el término o, dicho de otra forma, el uso de la mayúscula, en estos casos, se debe a la necesidad de diferenciar entre unos conceptos y otros. Estamos ante la denominada mayúscula diacrítica.
En el caso del Gobierno-gobierno, si nos queremos referir al 'conjunto de personas que gobiernan un Estado, formado por el presidente y sus ministros', tanto en singular como en plural tendremos que escribirlo con la inicial en mayúscula (Gobierno) y por tanto hablaremos del jefe del Gobierno y de que «el Gobierno conservador implantó unas medidas que posteriormente anuló el Gobierno liberal en el poder» . Para el resto de acepciones, se escribe con minúsculas (el gobierno de la casa o las formas de gobierno).
Para el resto de casos, un "truco" que suele ayudar a tener claro cuándo debe aplicarse la mayúscula diacrítica es pensar en si se trata de una institución (Iglesia/Ejército/Guardia Civil) o no (iglesia = edificio; ejército = conjunto de soldados; guardia civil: miembro del cuerpo -aunque no nos extenderemos demasiado en este término... porque tiene su aquel :s -se nos aconseja escribirlo junto -guardiacivil- en lugar de separado... así que esto... para otro día... :-D-).

Finalmente, conviene saber que la mayúscula diacrítica afecta tanto al término en singular como en plural: el Gobierno/los Gobiernos; el Estado/los Estados, etc.

3 comentarios:

Onallera dijo...

Y según esto, ¿País miembro? Porque muchas veces se habla de los estados miembros como un claro sinónimo de país miembro.
¿Usaríamos también mayúscula diacrítica en la frase "El banco de mi calle"? para Banco, donde se quedan con mis ahorros, y banco, donde me siento a ver el extracto de mi cuenta...
Creo que se abusa de mayúsculas, por mucho que lo diga el DPD..
Saludos

CAJA ALTA Edición & Comunicación dijo...

Estimado Onarella:

Lo adecuado es "países miembros", sin mayúscula inicial, y "el banco de mi calle", también sin mayúscula inicial.

Al igual que tú, en CAJA ALTA pensamos que, en efecto, se abusa del uso de las mayúsculas, y que la gente las usa indiscriminadamente. No obstante, hay muchas que sí son necesarias, pero escribir “Enfrente del Banco de mi barrio hay un banco de madera” sería rizar el rizo.

Esperamos haberte ayudado a resolver tu duda.

Saludos cordiales.

andrea mendoza dijo...

y Corona- corona